LA LUNA siempre me ha llamado mucho la atención. No nada más porque es el accesorio perfecto para el cielo, sino porque mes con mes nos enseña a fluir (como ella) sin ataduras, con los diferentes ciclos que vivimos en nuestra vida.
Con cada fase lunar, este majestuoso astro, nos refleja que tanto en la luz (Luna llena) como en la oscuridad (Luna nueva) grandes cambios y sucesos pueden ocurrir: sólo es cuestión de entregarnos a su energía.   

Las Lunas llenas son (lo que a mÍ me gusta llamar) el “clímax” del ciclo lunar. El momento perfecto en el que el universo nos pide (mejor aún, nos ) a trabajar en nuestros ‘issues o dramas’ internos.
De forma literal, la Luna “saca a la luz” aspectos escondidos que a lo mejor no teníamos muy claros; haciéndonos conscientes y preparándonos para soltar lo viejo (patrones, pensamientos, hábitos, formas de ser y hasta relaciones tóxicas).

Es importante mencionar que para poder manifestar nuestros deseos más puros durante la Luna nueva  (ten por seguro que escribiremos un artículo sobre este fenómeno) es necesario haber trabajado en los cabos sueltos que tengamos con alguna persona o situación en específico. No tiene mucha ciencia, simplemente… ASÍ ES COMO FUNCIONA. Y, es por eso, que durante los días de Luna llena la energía te ayudará a trabajar en el PERDÓN Y LA GRATITUD (trust us, son la llave maestra).
Hoy, 19 de Febrero vivimos la SEGUNDA LUNA LLENA del año; y con ella, te invitamos a trabajar los aspectos que ya no tienen espacio en nosotros ni en nuestra realidad.

RITUAL DE LUNA LLENA:
(*Realizarlo la noche en la que LA LUNA esta en su “clímax”)
NOTA: Es súper importante crear un espacio en el que te sientas cómoda y conectada tanto con la LUNA como con LA MADRE TIERRA (prende velas, acomoda tus cuarzos y siéntete iluminada bajo la luz de la Luna).

  1. Empieza por conectarte con tu respiración: Inhala y exhala profundamente por tu nariz. Soltando cualquier estrés, preocupación o peso que sientas que traes encima.  
  2. Medita sobre algún habito, patrón o idea que sientas que ya no te concuerda con la versión de ti que quieres ser (puede ser más de uno).  Escríbelo/s en un papel(tan profundo o extenso como lo necesites)
  3. Piensa y reflexiona sobre alguien que te haya molestado o lastimado en el pasado. Puedes regresar a los recuerdos de tu infancia, a cualquier persona que, aparentemente, te hizo mal y todavía no perdones. Escribe su/s nombre/s en y lo que te hicieron en una hoja. Escribe tanto como necesites. Ahora, creaste tu lista de perdón.
  4. Ejercicio de visualización: Imagínate a cada persona que quieres perdonar frente a ti, crea una buena vibra entre ustedes y di en silencio o en voz alta “te perdono” y de esta forma déjalo ir. 
  5. Recita el siguiente MANTRA DEL PERDÓN: “ Bajo la gloriosa luna llena, perdono todo, todos, cada experiencia, cada recuerdo del pasado o presente que necesita perdón. Perdono positivamente a todos. También me perdono de errores pasados. El Universo es amor, y soy perdonado y gobernado solo por el amor. El amor ahora está ajustando mi vida. Al darme cuenta de esto, permanezco en paz ”.
  6. Quema tu lista del perdón.
  7. Tómate el tiempo de meditar sobre TRES (mínimo) aspectos en tu vida (personas, situaciones o cosas) de los cuales estás agradecida. SIENTE LA GRATITUD, ¡realmente siéntela en todo tu cuerpo!
  8. LISTA DE GRATITUD:Escribe en un papel la lista de los aspectos que agradeces en tu vida.
  9. Quema tu lista de gratitud después de escribirla. (Simplemente quieres dejar ir todo lo que puedas en estas fechas)
  10. Para terminar, si se siente bien para ti, repite este mantra: “Reconozco que soy bendecida, y vivo mi vida dentro de este conocimiento”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top